Fue un incendio que se propagó a todo el país y consumió en sus llamas a la primera fase de la dictadura militar instalada en junio de 1966, liquidando los desvaríos imperiales de Juan Carlos Onganía. El Cordobazo fue la expresión auténtica y poderosa de un pueblo harto, resuelto a destruir la político de los monopolios desarrollada a partir de marzo de 1967 por Adalbert Krieger Vasena. Espontáneamente se lanzó a las calles ese 29 de mayo el pueblo cordobés, acaudillado por su clase obrera industrial y el movimiento estudiantil, combatiendo frontalmente primero y hostigando después a las tropas de élite del III Cuerpo comandado por Eliodoro Sánchez Lahoz. Para la dictadura fue el principio del fin.

Tags: