El lunes 18 los diarios vespertinos informaban que se habla allanado un local extremista en la calle Humaitá 1957 de Valentín Alsina. Según las declaraciones policiales, en el procedimiento ordenado por los comisarios Villar y Margaride, se habrían encontrado decenas de banderas de FAR y Montoneros, armamento y gran cantidad de proyectiles. Concientemente, o por ignorancia, las informaciones periodísticas eludían informar que dicho local era la sede de la Juventud Trabajadora Perónista del Sur. Tampoco hacían referencia alguna a que allí funcionaba una Agrupación metalúrgica que se lanzó a disputarle electoralmente la conducción del gremio a Miguel. Y la Agrupación de Molinos que tiene en jaque a los monopolios. Poco a poco fue surgiendo ia verdad de la milanesa. La policía no cayó de casualidad a realizar el allanamiento porque en él participaron fuertes contingentes de la Federal, que se emplean cuando se va a la precisa.
Lo que Villar y Margaride no pudieron explicar es cómo no se encontraron en el camino, ni persiguieron, a un coche que precediendo el operativo policial ametralló la puerta del local. Eso sí, para justificar el impresionante despliegue y la clausura levantaron las baldosas, rompieron los muebles y se llevaron un mimeógrafo.
A pesar de que durante más de un día la policía permaneció agazapada, al acecho de que llegara alguien al local para detenerlo, los vecinos le cantaron a los compañeros que Iban llegando la celada, así esta vez no pudieron llevarse a ningún peronista a la cárcel. Cuatro días más tarde, más de mil compañeros, en su gran mayoría de zona Sur, recuperaron masivamente el local clausurado y manifestaron su inquebrantable decisión de no cesar en la lucha. En este acto, que culminó con una manifestación que recorrió la zona, hablaron el compañero Vázquez, delegado gremial de Molinos, secuestrado hace varios días; el compañero Paradiso de la conducción de JTP Sur, el compañero Juan Carlos Anón de JP y el compañero Greco de conducción nacional de JTP.
Durante el transcurso del acto llegaron efectivos de la provincial que intimaron a desconcentrarse. La respuesta fue la continuación del acto en medio de un amenazante cerco policial constituido por policías de civil y uniformados.

  • MOLINOS, MOLINOS, OBREROS DE PERÓN, OBREROS MONTONEROS PARA LA LIBERACIÓN
  • Estas fueron los palabras del compañero Vázquez, delegado general de Molinos.
    “Hoy venimos a recuperar un local que siempre sirvió y debe servir para la organización popular, los diarios y la policía dicen que no, que esto es un foco de terrorismo, que éste es un foco contra el gobierno popular”
    “Compañeros, yo no tengo palabras para decirles porque soy obrero; lo que voy a contar como obrero es lo que me pasó la semana pasada.
    “El dia sábado cuando me dirigía a mi trabajo, dos señores me detuvieron en la parada del colectivo y me apuntan con un revólver, obligándome a subir a un coche, ignoro donde me llevaron. Me encontré en una casa y allí me hicieron un interrogatorio. Me amenazaron con que me dejara de hinchar porque nosotros en Molinos estábamos bien, que ellos estaban informados de que no teníamos problemas.
    “Yo me pregunto si no tenemos que luchar por todas las reivindicaciones que nos fueron sacando durante estos 18 años de dictadura. Yo sé que mañana o pasado a mí me bajarán, pero como dijo la compañera Evita: «volveré y seremos millones…».”

  • SI EVITA VIVIERA SERIA MONTONERA
  • “Decimos si es hinchar denunciar el desabastecimiento de aceite y cumplir con todos los compañeros que nos eligieron, yo no sé hablar muy bien compañeros y en estos momentos me cuesta, pero digo si es hinchar haber hecho seis asambleas en la última toma en las que los compañeros decidieron lo que teníamos que hacer.
    “Venga, lo que se venga, compañeros, quiero decir que nos van a encontrar firmes en la lucha…
    “Estos señores no dan la cara, y en mi quisieron secuestrar a todos los compañeros de Molinos, ellos mismos me amenazaron que no iba a ser el primero que levantan, yo les digo que caerán muchos, en Molinos, en Avellaneda y en otras fábricas de la Argentina, pero por cada uno que caiga van a levantarse muchos más que ocuparán nuestro lugar…”
    A continuación habló el compañero J. C. Anón de Juventud Perónista:
    “Nuestra «honrosa» bancada de diputados y senadores peronistas «ortodoxos» exigia la legislación represiva para combatir al terrorismo y a los extremistas que atentaban contra el país. En esa oportunidad nuestros ocho compañeros diputados de Juventud Perónista pusieron sus pelotas y demostraron que no se puede votar una ley contra el pueblo. Veamos compañeros cuál es el saldo de este mes de aplicación de la legislación represiva: extremistas de la ultraizquierda y terroristas, ninguno preso. Extremistas de la ultraderecha y terroristas, ninguno preso. Lacayos de los monopolios que sacan ‘ al pueblo, que lo desabastecen, que le sacan el aceite y los cigarrillos, ninguno preso. ¿Pero cuál fue el resultado de este mes? Locales del pueblo, de Juventud Perónista, de JTP, como este local: cerrados y clausurados. Unidades básicas: cerradas y allanadas. Compañeros peronistas: presos en las cárceles del gobierno peronista. Villar y Margaride, que hasta la misma dictadura militar los tuvo que sacar de la policía porque avasallaron a sus propios compañeros como hicieron en Córdoba, y que su mayor virtud de guerra fue entrar con sus tanquetas a la sede del Partido Justicialista y llevarse los cadáveres de los compañeros, de los heroicos compañeros de Trelew, como si fueran ratas al matadero. Cuando le dijeron al General el compañero Güilo y el compañero Obeid: «General, la Juventud Perónista y todos los peronistas cuestionamos a estos dos personajes siniestros de la dictadura», el General nos contestó: compañeros a mí me los han pedido, me los pidió la policía. Pero da la casualidad que toda la oficialidad de la policía renunció para no verse manchada en las maniobras siniestras de estos cipayos de la dictadura. Y cuál fue su actuación brillante. Inventar una nueva. El asunto del complot para atentar contra el General. Complot que no tienen mejor idea que adjudicárselo al compañero Caride, que es uno de los pocos peronistas, y lo digo bien fuerte, uno de los pocos peronistas que de estos dieciocho años se pasó nueve años en cana, ¡nueve años en canal Los que estuvieron nueve años en cana en las cárceles de la dictadura atentan contra la vida de Perón y los que fueron los ejecutores de esa política, los que reprimieron al pueblo durante estos dieciocho años, como Villar y Margaride son los defensores de Perón…”
    “Si hasta el mismo General tuvo que decir que le están vendiendo un complot todos los días desde hace treinta años. Esa es una de las tantas manifestaciones de la legislación represiva. Tenemos otra muy linda también: que en estos dias llego un lindo personaje a nuestro pais. El embajador norteamericano Hill…”

  • APLAUDAN, APLAUDAN NO DEJEN DE APLAUDIR, LOS YANQUIS HIJOS DE… SE TIENEN QUE MORIR. . .
  • “.. .que no es tan gil como parece, estuvo en el año 54 en Guatémala y así fue como hicieron bolsa el gobierno popular de Arbenzi y resulta que de Guatemala se rajó para Vietnam para hacer bolsa al pueblo de Vietnam, pero no consiguieron, y ahora da la causalidad que viene para ser embajador entre nosotros y tirar el Gobierno Popular de Argentina.
    “Resulta que la honrosa Policia Federal en un brillante procedímiento detuvo al compañero montonero Roberto Quieto. Y qué fue lo que encontró para probar la peligrosidad del compañero… encontró dos o tres documentos que dicen que son falsificados, parece que ahora está prohibida la portación de documentos de «guerra» porque ni siquiera un 22 le pudieron encontrar. Compañeros que dieron su sangre para que Perón sea hoy presidente y ahora resultan que son los infiltrados, los «troskistas», los «rojos», los que están en cana. Eso, compañeros, atenta no sólo contra las organizaciones del pueblo sino que atenta contra el peronismo, atenta contra el pueblo mismo porque si eliminamos los dirigentes, si allanamos y cerramos los locales donde el pueblo se convoca, discute y organiza, si amordazamos al pueblo, si no lo dejamos reunir como recién que vino un policía a decirnos que tenemos que desalojar, si esto es lo que hacen, atontan contra todo el pueblo, y atentan también contra este gobierno que tiene que ser del pueblo”.
    “Para terminar quiero explicarles los pasos que J.P. va a seguir a partir de este momento en que el compañero Quieto está detenido. En principio decretamos en todas las regionales el estado de movilización activa de todos los compañeros de Juventud Perónista, eso indica, compañeros, que ya se han acabado las vacaciones, se acabaron los ratos libres, el pueblo va a salir a la calle, la militancía va a salir a la calle y el primer paso es que no quede ni una sola pared sin expresar el sentir del pueblo. Esto lo hacemos compañeros, no para ensuciarle las paredes a los propietarios sino para volver a la prensa nuestra, la que no puede allanarse, ni destruirse: tas paredes del pueblo. Pero esto no es todo, compañeros, además
    durante el transcurso de la semana vamos a agotar todas las instancias legales para obtener la liberación de nuestro compañero. Si continúan con esta farsa, con esta patraña del asunto de los documentos el próximo viernes vamos a ir en manifestación masiva, como Juventud Perónista sabe hacerlo en las buenas y en las malas, a donde sea necesario, a donde no se pueden hacer los otarios, irá el pueblo peronista reclamando la libertad de uno de sus máximos dirigentes, el compañero montonero Roberto Quieto. ¡Perón o Muerte… Viva la Patria!” NO PODEMOS SEGUIR LLORANDO NUESTROS MUERTOS
    Este es el discurso pronunciado por el compañero Greco de JTP:
    “Compañeros, el 11 de marzo el pueblo triunfó en las elecciones, y ese triunfo electoral se repitió en forma mucho más abultada el 23 de setiembre cuando subió a la presidencia el General Perón. Y nosotros sabemos que los triunfos electorales son un avance en la lucha que nosotros desarrollamos en contra de la opresión del Imperialismo yanqui, y decimos esto porque a lo largo de toda la campaña electoral el General Perón nos enseñó que aquí el problema es Liberación o Dependencia. Y así como en otros momentos el pueblo argentino gritó Braden o Perón, nosotros dijimos Liberación o Dependencia, pero ocurrió que a partir del 20 de junio se empezaron a suceder una serie de hechos que generaron un estado de confusión, de desaliento y de pesimismo, nosotros solíamos decir que no entendíamos lo que pasaba, pero ocurrió que poco a poco las cosas se fueron aclarando”.
    “Apareció la Ley de Asociaciones Profesionales, y como también lo señalábamos en ese momentó lamentablemente volvimos a tener razón. Se empezaron a intervenir organizaciones sindicales y se siguió con el fraude y el matonaje. Y así ocurrió con muchas otras leyes y con muchas otras medidas de gobierno, como la reforma del Código Penal, la designación de Villar y Margaride y muchas otras cosas más”.
    “Nosotros, como resultado de las verdades que veníamos diciendo empezamos a sufrir una serie de ataques, se secuestró a los compañeros, se los asesinó, se nos volvió a torturar y después acudieron al expediente de bombardear nuestros locales, aquí tenemos un caso elocuente. La policía de Margaride no sólo allano nuestro local, sino que además rompió todo lo que encontró adentro. Se robó un mimeógrafo, rompió dos bombos y se levantaron unas baldosas de los pisos, seguramente están buscando la cárcel del pueblo en este local, están buscando las bombas que no encontraron. Lo que ellos se hacían que no sabían es que las bombas las tenía guardadas Giovenco. Las bombas no se guardan en las casas del pueblo como es ésta. Como ellos no se conforman con romper nuestros locales, nos acusan de ser extremistas, subversivos y terroristas. Hace 15 días en nuestro local de La Matanza detuvieron a diez compañeros, la acusación que pesaba contra ellos era de asociación ilícita y tenencia de armas de guerra. La asociación ilícita la dejaron de lado al poco tiempo porque se dieron cuenta de que habían metido la pata. Y de la tenencia de armas de guerra ellos se ocuparon de meter dos revólveres 38 ahí adentro y achacárnoslo a nosotros. Así como han hecho con estos supuestos documentos falsos del compañero Quieto y así como han hecho con este complot que le inventaron al compañero Caride. Los diez compañeros de La Matanza en estos momentos se encuentran en la siguiente situación: ocho se encuentran libres pero se les continúa el proceso y los otros dos siguen presos sin que se sepa bien porqué ocho salen y los otros dos quedan adentro. Lo que sí se sabe, es que en La Matanza, en los primeros días de marzo, hay elecciones, y la Agrupación Metalúrgica de JTP se reunía en ese local. Y si no existiera el fraude, y no existiera el matonaje, y no le hubieran metido un caño el otro día a un compañero y no se mandaran cartas como le han mandado a los compañeros es seguro que nosotros ganamos esas elecciones y bien lejos”.
    “Allí encontramos, entonces, las causas de esos allanamientos. La razón es bien sencilla, nosotros estamos en todos los conflictos, nosotros estamos allí donde la clase trabajadora está peleando. Nosotros no le esquivamos al bulto y si vemos que desde el gobierno hacen cosas que no se deberían hacer también lo decimos y no nos asusta que nos acusen de infiltrados. Porque nosotros somos el pueblo peronista, porque es el pueblo peronista es el artífice del retorno del General Perón, es el pueblo peronista el que consiguió que el General Perón sea presidente en este momento. Hoy nos dicen que le tenemos que agradecer a los milicos porque respetan la constitución, el General lamentablemente nos dice que la burocracia sindical no existe, que son todos dirigentes honestos, por qué no le preguntan a los trabajadores de Molinos, a todos los compañeros que están luchando en la fábrica si la burocracia sindical no existe. Nosotros
    tenemos sobradas pruebas de que la burocracia existe, de que los gorilas siguen existiendo, y de que el ejército no es tan bueno como parece”.
    “Acá se allanó nuestro local. De los que ametrallaron antes del allanamiento, no se sabe nada. De los que produjeron los secuestros no se sabe nada, a quién le iba a poner la bomba Giovenco no se sabe nada. Quien metió los 19 caños en nuestros locales tampoco se sabe. Lo único que se sabe es que nosotros supuestamente somos infiltrados. Todos nosotros empezamos nuestra militancia en el Movimiento Nacional Justicialista, porque allí se defendía bien alto las tres banderas: Soberanía Política, Independencia Económica y Justicia Social”.
    “Muchos compañeros perdieron la vida y otros pagaron con torturas y cárcel, pero nosotros sabíamos que el retorno del General Perón era un hecho muy importante para avanzar en esta lucha; además todos recordábamos la experiencia que vivió el pueblo durante los dos gobiernos peronistas, sabíamos que las bases de un Gobierno Justicialista era hacer lo que el pueblo quería y realizar un gobierno a beneficio de los trabajadores. La justicia social se va a lograr cuando en nuestra patria no existan más opresores y oprimidos, cuando no exista esta manga de vivos que usufructúa de nuestro trabajo. Por eso decimos bien en alto que la justicia social se va a lograr con el socialismo nacional. Es por eso que nosotros decimos que las tres banderas justicialistas se van a lograr con el socialismo nacional. Ahora por eso resulta que nos llaman infiltrados, nosotros somos los peronistas porque somos los que llevamos las tres banderas del movimiento y los que incansablemente, sin ningún tipo de traición, sin ninguna prebenda y sin ningún cargo, seguimos adelante en la lucha, en la movilización y en la organización del pueblo. Por eso no nos asustan los atentados, ni los ataques, no nos atemorizan con falsos complots ni tampoco con la detención de nuestros más valiosos compañeros. Nosotros vamos a seguir adelante y así como hoy venimos a abrir este local vamos a abrir todos los locales que nos cierren y vamos a rescatar de la cárcel a todos los compañeros que quieran encerrar ahí. Como lo vamos a hacer en el curso de loe próximos días para lograr la libertad del compañero Quieto. Además, sabemos que esta lucha va a continuar porque el pueblo lamentablemente no ha recuperado el poder. Para eso vamos a seguir siempre haciendo nuestras propuestas políticas, vamos a seguir siempre encabezando todos los conflictos en todas las fábricas, en todas las villas y en todos los barrios. Pero además sabemos que no nos podemos conformar haciendo declaraciones, haciendo denuncias. Además de denunciar los ataques contra nuestros locales tenemos que encontrar formas organizativas que nos permitan rechazar estos ataques, nosotros no podemos seguir llorando nuestros muertos en los velorios, nosotros tenemos que defendernos con todos los medios posibles y salir airosos de todos estos enfrentamientos. Por eso Juventud Trabajadora Perónista a pesar del fraude, el matonaje y los atentados, va a seguir formando agrupaciones en todos los sindicatos, en todas las fábricas, teniendo bien en claro que si esta lucha es integral no tenemos más remedio que ponerle una organización, integral”.

    Tags: , , ,