En el curso de 1967 más de cien militantes revolucionarios fueron convocados a un PLENARIO para analizar la situación nacional y latinoamericana. Durante dos días de intensa discusión y debate se fueron profundizando una serie de “Informes” acerca de los problemas políticos, económicos, sociales y culturales de nuestra patria. Asimismo se consideraron “Informes Especiales” que se referían a temas claves de Argentina y América. El PLENARIO redactó y aprobó una declaración final que se transcribe a continuación y que señala los objetivos de la reunión.

A partir de este número iremos ofreciendo en la revista los “Informes” considerados en dichas jornadas. En este número se publica una recopilación de los documentos dados a conocer por los diversos grupos y movimientos del “peronismo revolucionario”.
Luego de analizar exhaustivamente distintos informes que abarcan la realidad nacional, y la consiguiente elaboración en reuniones de Comisión y Plenario que suscitaron los mismos, un conjunto de militantes alineados y comprometidos en una definición revolucionaria, nacional y popular, han elaborado las siguientes conclusiones con respecto a los problemas que afectan a la liberación nacional:
• Que la crisis impuesta por las limitaciones actuales del sistema capitalista argentino hace inoperantes las políticas económicas del tipo sustentado por el actual gobierno, como así también las que podrían derivarse de cualquier tipo de variante desarrollista.
• Que la solución de los problemas que afectan a la realidad nacional, con sus conocidas consecuencias de desocupación, hambre y miseria para vastos sectores populares, trasciende el marco económico y se sitúa en el terreno de lo político, donde se manifiesta la total dependencia de la vida nacional a los arbitrios del imperialismo.
• Que las clases populares son sistemáticamente marginadas del ejercicio del poder, especialmente desde setiembre de 1955. Esta circunstancia se une al hecho de que la democracia burguesa agotó completamente todas sus instancias para hacer efectiva una salida electoral.
• Que de lo anterior se infiere que la toma del poder por el pueblo, indispensable para resolver el problema en el plano planteado y tomar posesión de su país, se vuelve imposible de conseguir por medios pacíficos.
• Que la política postulada para superar el estado de estancamiento y dependencia del actual sistema, sólo puede darse en el plano de la lucha armada, continuando y profundizando la lucha antioligárquica antimperialista iniciada por el peronismo.
Así se hará posible la instauración de un régimen socialista en nuestra patria, caracterizado por la originalidad que le dará su aplicación a partir de la realidad nacional y latinoamericana.
• Que a partir de la coincidencia total en los puntos que preceden, se ha convenido establecer una coordinación que apunte a la ampliación de nuestra base de acción revolucionaria, convocando a todos los militantes y sectores auténticamente revolucionarios, sin distinción partidista.
• Que la solidaridad revolucionaria necesaria para concretar efectivamente aquella coordinación se manifestará en los campos de trabajo de cada uno de nosotros.
• Que la coordinación referida operará para producir hechos revolucionarios de nuevo cuño, con los cuales sea posible formar la mayor cantidad posible de cuadros militantes, disciplinados y efectivos.
• Que paralelamente, se arbitrarán los medios para facilitar la posterior profundización de los planteos estratégicos y tácticos para la lucha concreta.

Tags: